¿Es tan caro ir al cine en España o Estados Unidos?

Cuando se habla de cine es inevitable que no salga el tema del precio de las entradas para ir al cine una tarde de domingo con lo amigos a ver una película. ¿Pero realmente es tan caro pagar 7, 8 o 9 euros para ir al cine de tu ciudad? Si que es verdad que si hablamos del precio de la entrada tendrían que haber varios factores como la calidad de la sala y en general la calidad de las instalaciones para que el precio del a entrada fuera mas o menos alto en función de estos factores. Como el sistema de sonido, el tipo de sala, que tipo de butacas, etc… Parece que estos factores no influyen mucho por no decir nada, ya que todos los precios están unificados y valen lo mismo independientemente del tipo de sala o ubicación. También hay que decir que dependiendo de la zona de España donde nos encontremos los precios serán mas o menos elevados. En Barcelona, Madrid y Valencia es donde se encuentra el precio de la entrada mas elevado de toda España.

Lo más impactante es que el problema está enquistando aún más el problema. Aunque las continuaciones no están consiguiendo los mismos grandiosos resultados que en el pasado, siguen siendo las que mejores cifras consiguen, ya que a Hollywood le cuesta cada vez más dar a conocer sus películas entre las potenciales audiencias y le cuesta más destacar en un mundo en el que cada vez hay más y más mensajes y más y más información, lo que hace que tiren por elementos conocidos para asegurarse un reconocimiento de partida. Por ello, van a seguir produciendo secuelas y secuelas, porque con ellas se garantizan que los receptores saben de qué hablan.

Aunque el problema de Hollywood es algo que se aplica a los contenidos cinematográficos, en realidad no es muy difícil ver ecos de otras situaciones y de otras industrias. Sin duda, el ejemplo más claro y paralelo de lo que le ocurre a Hollywood es lo que le pasa a la televisión tradicional, que ha visto en los últimos tiempos como las estadísticas de los jóvenes y de consumo de contenidos le eran poco favorables por culpa de los mismos sospechosos de llevarse el tiempo y la atención de las pantallas del cine. Los millennials quieren ver contenidos a la carta y sobre todo quieren una libertad para poder decidir cuándo y cómo lo que hace que la tele tradicional deje de tener sentido para ellos.

La mejor opción sigue siendo la de acudir al cine a ver nuestra película favorita el día del espectador donde se aplica un descuento y al entrada según el punto en donde vivamos nos puede salir un 30% mas asequible. Puede parecer poco pero se vamos en grupo o en familia puede significar un buen ahorro. Esta opción sigue siendo la preferida por muchos españoles ya que el día del espectador suele ser donde mas españoles acuden a las salas de cine en los diferentes puntos de la geografía española. Es por eso que recomendamos ir ese día a ver tu película o documental favorito.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *